POR TawnyCypress

Ponce le reclamó a Adolfo los 1.000 millones que le deben a la Municipalidad

Tweets que van y vienen

A través de las redes sociales el intendente de la ciudad de San Luis responsabilizó a Rodríguez Saá de que los municipios puntanos tengan “la peor coparticipación”. Además le recordó la millonaria deuda que generaron durante la intendencia paralela de María Angélica Torrontegui.


El primero en hacer una publicación en Twitter fue Adolfo Rodríguez Saá, quien promocionaba que promoverá para 2019 una “partida para los municipios discriminados por el Ministro de Gobierno".

Rápidamente el intendente Enrique Ponce, respondió al Tweet y le preguntó si "incluirá a la ciudad de San Luis", en esa partida para comunas discriminadas. "Ud. fue Gobernador cinco veces y es el responsable de que tengamos la segunda peor coparticipación a los municipios", le recriminó el jefe comunal.

 

Por otro lado, le recordó al actual senador que junto a su hermano Alberto Rodríguez Saá le deben a la Municipalidad los 1.000 millones de pesos por la doble intendencia. 

En el mes de agosto, la comuna anunció que decidió recurrir a la Corte Suprema de Justicia para recuperar los fondos de la gestión paralela que llevó adelante María Angélica Torrontegui en el año 2003. 

Como el Superior Tribunal de Justicia rechazó un pedido de la actual gestión municipal para cobrar los fondos que actualizados se ubican entre los $700 y 900 millones, se busca la intervención de la Corte Suprema, indicaron los secretarios de Gobierno, Francisco Petrino y Legal y Técnico, Ignacio Campos durante una conferencia de prensa. 

La doble intendencia desató a fines de 2003 una crisis institucional que excedió a la ciudad de San Luis para afectar a la Provincia, porque el Gobierno provincial, en ese momento también a cargo de Alberto Rodríguez Saá, se involucró en el proceso electoral.

En la convocatoria del municipio se impuso Daniel Pérsico y en el proceso impulsado por el Superior Tribunal, ganó Torrontegui. Aquella situación inédita siguió hasta el 2005, año en el que la Corte Suprema de Justicia de la Nación se expidió a favor de Pérsico.