POR TawnyCypress

Mal momento para la delegación puntana en Cosquín

"Asi nos tratan a los artistas"

Más de ocho horas esperando para ser alojados. Precarias condiciones de higiene, sin agua caliente, ni toallas. El Gobierno de San Luis contrató un hotel que no cuenta con los servicios mínimos para hospedar a los artistas que viajaron a Cosquín.

Ocho horas de espera para ser hospedados

 

El Festival de Cosquín, es sin dudas, el festival nacional  más importante del folklore argentino. El escenario  Atahualpa Yupanqui, situado en la gran plaza Próspero Molina, es uno de los más respetado por bailarines e intérpretes de la música argentina. Pero para los artistas locales que viajaron a representar a la provincia, la imagen del festival soñado se está viendo empañada por los graves problemas que tuvieron al llegar a la localidad cordobesa. 

La delegación integrada por cien artistas puntanos partió este miércoles desde el Centro Cultural Puente Blanco.  Después de viajar toda la noche, arribaron al pequeño pueblo de la vecina provincia y se encontraron con una desagradable sorpresa.

El hotel que contrató el Gobierno de la provincia para alojar a los artistas antes de su presentación en el festival, no los recibió de la mejor manera. Más de ocho horas de espera, malas condiciones de higiene, sin toallas, agua caliente, entre otros problemas que se conocieron rápidamente a través de las redes sociales. 

 

"Horrible experiencia a la hora de llegar al hotel donde nos hospedamos los músicos de la #delegacionsanluis en #cosquin2019. Las habitaciones en condiciones paupérrimas de higiene y comodidades. Sin toallas, sábanas, jabón, agua caliente, luz, colchones gastados, hacinamiento (5 personas en hab. de 2 x 2), y la lista es interminable. Hace 8 hs. que estamos en la calle, cansados luego de viajar toda la noche", describió Pablo Borello, uno de los artistas que integra la delegación que representará a la provincia este viernes, en la séptima noche del Festival Nacional del Folklore. 

 

El músico afirmó que dieron a conocer lo que estaba pasando "para que se hagan cargo y nos vengan a dar una solución", señaló en declaraciones al medio El Chorrillero.

Desde el organismo que dirige Silvia Rapisarda y depende de Alberto Rodríguez Saá (h) les transmitieron que el hotel fue señado en septiembre del año pasado. “No nos dieron una alternativa porque todos los hospedajes están llenos”, afirmó Borello y explicó que se comprometieron a “mejorarles las condiciones”.